Directorio
www.estedemadrid.com

El Festival de Otoño y José Padilla, protagonistas de la programación de noviembre en el Corral de Alcalá

“Rara, maravillosa y extrañamente estresante”. The Stage ****

El francés Bertrand Lesca y el griego-británico Nasi Voustas se han convertido en apenas tres años -su primer encuentro tuvo lugar en el Fringe de Edimburgo en 2015- en uno de tándems de artistas emergentes más importantes de la escena británica contemporánea, tal y como ha señalado, entre otras, la influyente crítica de teatro de The Guardian Lyn Gardner, quien también ha elogiado su obra PALMYRA como “una brillante pieza que reflexiona sobre Siria y la ruptura de las relaciones”. De ambos artistas se ha dicho también que “resulta extraño encontrar artistas emergentes con una firma tan poderosa. Su trabajo es estresante pero también sublime” (WhatsOnStage).

Lesca y Voutsas se han hecho famosos por ser capaces de medir la temperatura de los tiempos revueltos en los que vivimos a través de un trabajo cercano al del clown. Sus espectáculos son letalmente divertidos y la risa se mezcla con la violencia. El Festival de Otoño trae su trabajo a Madrid en un programa doble que incluye no solo su celebrada ópera prima, Eurohouse, sino también su segunda creación, PALMYRA. Ambas son las dos únicas piezas ideadas por la carismática pareja de forma conjunta hasta la fecha.

PALMYRA -tildada por la crítica internacional como “sorprendentemente eficaz, incisiva y bulliciosa” (The Times)- fue estrenada en el prestigioso Fringe de Edimburgo en agosto de 2017, con el mismo éxito de su antecesora Eurohouse, por lo que hubo que aumentar sus representaciones para satisfacer la demanda popular. En esta ocasión, el dúo se inspiró en la destrucción de la ciudad de Palmira por parte del ISIS (la ciudad siria poseía un imponente patrimonio histórico que fue destruido por el Estado Islámico). Lesca y Voutsas reflexionan en escena sobre la venganza y lo que la barbarie significa. En palabras de The Independent, he aquí una obra que “seduce y desestabiliza al mismo tiempo, interpretada con un extraordinario poder físico y gran destreza… Un proyecto altamente talentoso”.

NOTAS DEL AUTOR

El teatro, aunque no tenga la velocidad de las noticias -ni deba tenerla-, termina por convertirse en reflejo de la sociedad que lo rodea. Así el teatro dirigido a público adolescente, en forma y fondo, empieza a encontrar su sitio, y desde él apunta a aquellos temas que afectan directamente a unos individuos que habitan en una horquilla de edades comprendida entre los 12 y los 18 años. Pero más allá, estas historias apelan a todo espectador sea cual fuere su edad, todos estos relatos están preñados de un tema que nos atañe como colectivo: el futuro de nuestra comunidad. El tabú que trataba infructuosamente de preservar una idea simplona de lo que debería ser la niñez comienza por fortuna a derrumbarse. De este modo, en la escena podemos empezar a hablar de acoso escolar, suicidio, fracaso vital… asuntos que parecían adormilados en la narrativa adolescente, no así en su realidad.

Sin embargo, y a pesar de esta notable apertura, hay un tema que, por evidente, quizá pase algo más desapercibido y es aquel que tiene que ver con la alimentación. Sí, la alimentación en el periodo que antes mencionaba es fruto de no pocas dificultades y en sus estadios más virulentos puede acarrear incluso la muerte. En un plano inmediato encontramos los malos hábitos alimenticios, que en un futuro atacarán la salud de quien los pone en práctica, pero un paso más allá hallamos los trastornos alimenticios, enfermedades como la anorexia y bulimia, que afectan, si sumamos sus manifestaciones más leves, hasta a un 16% de los adolescentes de nuestro país, mujeres en su amplísima mayoría. Una cifra ciertamente escandalosa y sobre la que parece descansar un grueso manto de silencio. La dimensión del problema es evidente, y ocurre, en mayor o menor medida, al menos a una de cada diez chicas adolescentes. El que incida en mujeres no es gratuito, estas jóvenes se ven impelidas a actuar así por unos cánones de supuesta belleza que las constriñen y obligan a modificar su conducta. Si la sociedad es machista, la adolescencia no lo es menos. No es mi labor ni como dramaturgo ni como director el adoctrinar a nadie, pero sí creo que, desde la escena, se puede arrojar luz sobre unos temas que, a raíz de la reflexión a la que se invitara a cada espectador, terminaría quizá por colaborar en la reducción de aquellos escalofriantes números.

Por la boca se dicen palabras que pueden dañar, por la boca se pronuncian mensajes que pueden ayudar a curar, por la boca se ingieren alimentos, por la boca se vomitan, por la boca se insulta, por la boca muere el pez y puede que las personas. Por la boca, en esta nueva producción de Ventrículo Veoz, diremos nuestro mensaje alto y claro. _____ Jose Padilla

A PARTIR DE 14 AÑOS

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Este de Madrid

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

Portada | Hemeroteca | Búsquedas | [ RSS - XML ] | Política de privacidad y cookies | Aviso Legal
Revista Este de Madrid :: 2012 :: Edita Portal Este de Madrid, S.L. :: Calle Mariano Barbacid, 5 :: 28521 Rivas Vaciamadrid :: T. 91 670 2236 Contacto
Cibeles.net, Soluciones Web, Gestor de Contenidos, Especializados en medios de comunicación.EditMaker 7.8